Albergo a Treviso, costruzione 17° secolo, villa di lusso

Corte1StaffCorte2Corte3Corte4Corte5

Los sabores de una comida auténtica exaltados por el amor por la variedad de los perfumes de la rica gastronomía local.

En muchos ambientes, todo unidos por una elegancia sobria, se podrán gustar las especialidades regionales.

 

Una naturaleza tan pródiga que caracteriza los ambientes de Villa Abbazia no podía no inspirar la gastronomía local, que ha sabido unir los sabores de la tradición con una sabia capacidad de innovación haciéndose conocer a nivel internacional no sólo con platos elegantes y con vinos de calidad, sino también con manjares frugales típicos de la montaña prealpina. Los productos servidos en el restaurante de Villa Abbazia son en gran parte de origen biológico y proceden de las empresas agrícolas locales.

En La Corte, el recogido y exclusivo restaurante de Villa Abbazia, el chef se entretiene personalmente con el huésped para aconsejarlo y personalizar cada plato. Los productos locales empleados emanan perfumes y sabores inconfundibles e irrepetibles. "El extremo refugio de las cosas complicadas son las cosas simples, y también son las más buenas". Con estas palabras el chef apostrofa su cocina, simple, lineal con las mejores materias primas del mercado. Una cocina sinestética que implica los cinco sentidos gustada en un ambiente lleno de atractivo y atmósfera que refleja perfectamente la filosofía de la familia Zanon, una filosofía desde siempre dirigida al gusto.

Algunas sugestiones: Barriga de becerro crujiente con hortalizas en agridulce y salsa de mostaza, Gran plato de pescado crudo, Paccheri rellenos de requesón del Cansiglio con salsa de anchoas, aceitunas y coulis de tomate, raviolis de calabaza con zumo de mostaza, parmesano y nuez moscada, ñoquis de patatas con trufas de mar a los alcaparrónes y orégano en salsa de tomate tibio, langostinos gratinados a los aromas, scapece de calabacines y mentecita, guanciale de becerro estofado con crema de patatas y rebozuelos, trozo de estruendo asado con boletos, Choux fritos y garrapiñados con zeste' de naranjo confitadas, salsa inglesa y jarabe de arce.

La sala principal mejor conocida como la "Sala del Veronese" es adornada por un magnífico fresco representante algunas entre las localidades históricamente más importantes y características de Véneto. La "Saletta della Dama" es ideal para una cena íntima a la luz de la vela; la "Sala de los Árboles" es un ambiente relajante ideal para gustar un aperitivo;  la "Sala del Tiepolo" es adornada por una amplia artesa del siglo XIX con platos vecchia Bassano a las paredes;  la "Sala del Camino" refleja la vieja cocina véneta; la "Sala della Fontana" tiene una atmósfera típica del jardín de invierno; mientras en las frescas noches veraniegas, a lo abierto en la corte interna, pueden deleitarse circundados por flores maravillosas bajo la tenue luz de las velas y de las estrellas en cielo.